Demanda contra Facebook por ‘anuncios fraudulentos’ de criptomonedas

El multimillonario John De Mol denuncia a la red social y les acusa de dañar su reputaciónDenuncia Facebook

De Mol, de origen holandés, ha expresado su descontento debido a unos anuncios fraudulentos sobre criptomonedas que han utilizado su imagen sin su consentimiento.

Estos anuncios han provocado que muchos consumidores hayan sido estafados.

En total, las pérdidas superan los 1,9 millones de dólares estadounidenses (unos 1,7 millones de euros) aunque, según indicó el portavoz, por lo general sólo el 10% lo reportan, así que podría tratarse sólo de ‘la punta del iceberg’.

A causa de eso, y según afirma De Mol, su reputación se ha visto dañada.

La relación de Facebook y los anuncios sobre criptomonedas

Empezó el año pasado, en enero del 2018. Facebook se convertía en la primera plataforma de redes sociales en prohibir cualquier tipo de anuncio que tuviese relación con criptomonedas.

En su momento  la decisión de Facebook fue todo un precedente, y muy pronto otras compañías tecnológicas importantes cómo Twitter y el gigante Google hacían lo mismo introduciendo regulaciones similares.

Según las declaraciones que realizó Facebook, uno de los motivos de prohibir los anuncios de las criptomonedas era porque utilizaban – y cito- ‘prácticas promocionales engañosas o falsas’. Con esto se refería a las criptomonedas y a las Ofertas Iniciales de Moneda (ICO).

La compañía de Facebook explicó que con esta prohibición lo que pretendían era proteger a sus usuarios, pues aunque siempre han apostado por la innovación y por ofrecer a través de sus anuncios nuevos productos y servicios de interés, no querían poner a nadie en peligro.

Cómo sabemos, desde la red social siempre se han preocupado por ofrecer un sitio seguro, en el que poder aprender y descubrir nuevos productos y servicio, pero sin engaños ni estafas.

Y es que por lo visto, y por desgracia, se descubrió que muchas de las compañías que utilizaban sus servicios para anunciarse actuaban de mala fé, y entre éstas se incluían compañías que anunciaban ICOs, criptomonedas y opciones binarias.

Así que para evitarlo decidieron prohibir todos aquellos anuncios sobre criptomonedas en sus plataformas, incluyendo Facebook, Instagram y Audience Network.

De primeras se prohibió de manera más amplia, aunque la verdadera intención era ganar tiempo para poder revisar y seleccionar aquellos anuncios que realmente fuesen engañosos.

Lee nuestro articulo completo sobre las mejores criptomonedas para comprar en 2019

La prohibición se revocó parcialmente en Junio de 2018

El objetivo siempre fue proteger el interés de sus usuarios y ‘salvarlos’ de cualquier estafa en la que pudiesen caer por culpa de algún producto o servicio visto a través de sus anuncios.

Tal y cómo afirmaron cuando llevaron a cabo la prohibición, la intención real de la compañía era ‘revisar la política y cómo hacerla cumplir’. Por eso, en Junio de 2018 Facebook tomó la decisión de revocar de manera parcial esta prohibición.

Así, se volvió a permitir anuncios sobre criptomonedas, aunque con pre-aprobación. Según la política revisada todos los anunciantes deben enviar una solicitud previa aportando licencias y algunos detalles cómo si cotizan en la bolsa o si tienen antecedentes relevantes en su negocio.

En cuanto a las ICO, en este caso sí se mantuvo en vigor la prohibición, tal y como está indicado en la política revisada de ‘productos y servicios prohibidos’ de Facebook.

John De Mol acusa a la red social de dañar su reputación

Ahora, Facebook se encuentra en medio de una importante demanda del multimillonario holandés John De Mol, quien acusa a la red social de haber dañado su reputación.

Y es que, a pesar de sus medidas adicionales, parece que la red social aún no ha conseguido bloquear por completo todos estos anuncios relacionados con el fraude.

Según la denuncia interpuesta por John De Mol, el demandante acusa a la red social de no haber evitado anuncios sobre criptomonedas qué han estado utilizando su imagen, y que promovían estafas.

El magnate se queja, y con razón, de que estos anuncios han dañado su reputación, pues son muchos los usuarios que han confiado y caído en estos engaños.

En estos anuncios se utilizaba tanto su nombre como su imagen, y lo más grave, ninguno tenía permiso para hacerlo. Además Bitcoin Profit, que según ellos estaba respaldada por el mismo magnate holandés, pedía a la gente que transfiriese su dinero a la compañía.

Facebook elimina los anuncios fraudulentos

Facebook ha retirado todos estos anuncios, y han asegurado que siguen intentando solucionar este problema pero qué, a pesar de que comprueban el contenido de los sitios web a los que se enlaza la publicidad, a veces el software puede ser engañado.

Y es que, no es tan fácil controlarlo, pues a veces los anunciantes cambian los enlaces de los anuncios o ‘disfrazan’ su contenido. De hecho, tal y cómo dijeron a los medios, ‘la gente está constantemente desarrollando sus tácticas engañosas para evadir nuestros sistemas’.

No hay duda de que Facebook seguirá trabajando activamente para evitar este tipo de anuncios fraudulentos. En cuanto a la demanda actual, según fuentes, es posible que ambas partes puedan llegar a un acuerdo.

Otras denuncias por anuncios sobre criptomonedas falsos

Si bien esta vez le ha tocado a Facebook lo cierto es que John De Mol no ha sido la primera víctima de este tipo de anuncios falsos sobre criptomonedas.

También le ha ocurrido a Twitter, donde usuarios y bots se hicieron pasar por celebridades como Vitalik Buterin y Elon Musk para promover estafas donde se regalaban criptomonedas.

En el caso de Facebook, la táctica de estos estafadores es distinta, pues no promueven regalos sino grandes oportunidades de inversión en criptomonedas qué luego no son lo que parecen.

En cualquier caso, todavía tienen mucho que hacer para luchar contra este problema. Aunque, según hemos sabido, Facebook estaría planeando utilizar el reconocimiento facial para acabar con estos anuncios fraudulentos, aunque también hay que decir que será un reto importante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *